El levante español, principal cultivo del cuarto frutal más producido en el mundo: El melocotonero

El levante español, principal cultivo del cuarto frutal más producido en el mundo: El melocotonero

El melocotonero es originario de China, donde las referencias de su cultivo se remontan a  más de 3000 años. Los romanos lo llevaron a Persia (actual Irán) a través de las rutas comerciales, llegando a ser conocidas allí como fruta pérsica, de ahí el nombre pérsica, en alusión a su supuesto origen.

Hacia el año 330 a.C. llegaron a Grecia, y durante la Edad Media su cultivo se extendió por toda Europa. En el siglo XIX se constata que el melocotonero aparece ya como cultivo en expansión. A principios de siglo XX se empieza a seleccionar genotipos de melocotonero a partir de poblaciones procedentes de semilla y se fijan por medio de injerto.

El melocotonero se trata de un frutal de zona templada, no muy resistente al frío, cuya zona de cultivo se extiende entre 30º y 40º de latitud. Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, más comúnmente conocida como la FAO, es el cuarto frutal más producido en el mundo cuya producción principal se localiza en Europa y dentro de la Unión Europea, el melocotonero ocupa el segundo lugar en producción después del manzano, según esta misma organización.

Según el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, España es la segunda productora de la UE, situándose la mayor parte de las plantaciones en el área del levante español contribuyendo con más de 83 millones de euros en 2015, lo que supone un 23% de la exportación nacional. La Región de Murcia es la tercera productora de melocotón a nivel nacional.

En  la zona del Levante, es comúnmente conocida la escasez de agua ya que la precipitación media anual es muy baja y al déficit estructural de agua, se añade la presión del desarrollo turístico y residencial y la competencia de otros usos.  Esta problemática es paliada con el aporte de agua del Trasvase Tajo Segura, vital para el consumo de agua de boca y nuestros cultivos.

Sin lugar a dudas, en la zona del sureste español, el agua no sólo debe asegurar la obtención de producciones rentables sino que debe contribuir a mantener árboles capaces de producir en años subsiguientes. La sensibilidad del melocotonero obliga al cultivo a depender de forma directa del Acueducto para la obtención de producciones rentables. No debemos olvidar que su aportación es clave y sin lugar a dudas, gracias a él, España puede seguir siendo potencia mundial en la producción de este delicioso frutal.

Deja un comentario